¿Cuáles son las ventajas de enfrentar las deudas con abogado?

Si la defensa comienza en forma oportuna, entonces hay una serie de beneficios que finalmente se traducen en un ahorro monetario para nuestros clientes, entre los cuales están:

Ganar Tiempo

La correcta tramitación obliga al demandante a esperar el pronunciamiento de una serie de resoluciones, apelaciones y recursos de reposición, las que  necesariamente están sujetas a plazos y la tramitación del juzgado correspondiente, lo que finalmente permite ahorrar o descanzar del pago por el periodo que dure esta tramitación

Mejora la posición para Negociar

Dado que el tiempo juega a favor del demandado, en general algunas instituciones se abren a mejorar las condiciones de negociación para evitar la extensión del proceso de cobro.

Opción de consignación

Una buena alternativa para liquidar la deuda sin poner el riesgo los bienes personales, es la consignación directamente en la cuenta corriente del tribunal. Si esta es realizada en forma periódica e inteligentemente posteriormente se puede pedir la reliquidación de la deuda, los intereses y otros…. Con lo que se gana tiempo y accede a mejores condiciones determinadas por el tribunal.

Posibilidades de abandono o cesación

Aunque no es una gestión propia, ni mucho menos se puede garantinzar, en un porcentaje importante de causas el acreedor cesa en la tramitación de la demanda o demora algunas contestaciones, las que favorecen finalmente al demandado

Preparación para el embargo

En nuestro caso asesoramos permanentemente a  nuestro cliente del estado procesal de la causa y las posibilidades frente a cada situación que se pueda ocasionar.

Esta entrada fue publicada en Asesoría Legal. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *