Artículo 260 ley 20.720
Mayo 13, 2021
Artículo 297 ley 20.720
Mayo 13, 2021

Ley de quiebras

Expertos en ley de quiebras y defensa judicial por deudas en todo Chile, 97% de éxito, 12 años de experiencia en defensa a deudores y asesoría jurídica.

El antiguo régimen de quiebras fue reemplazado a comienzos del año 2014 por la nueva ley de quiebras 20.720 que establece un régimen de reorganización y liquidación de empresas y personas y que, además, perfecciona el rol de la Superintendencia de Insolvencia y Reemprendimiento mediante la publicación de esta nueva norma en el Diario Oficial. Su ámbito de aplicación está señalado en su artículo primero, cuyos procedimientos están destinados a reorganizar, renegociar y liquidar los bienes de las empresas y personas, tal como se señaló anteriormente.

Esta nueva ley de quiebras, a lo largo de su articulado, establece que las personas naturales y jurídicas pueden acogerse a estos nuevos procedimientos, que tienen sus requisitos expresamente señalados en los artículos 260 y 273 de la ley 20.720, con la finalidad de solucionar sus problemas financieros y poder reinsertarse económicamente en sus negocios habituales. La nueva ley de quiebras se encarga de definir y especificar los derechos y facultades que poseen los distintos partícipes del procedimiento. Para el caso de las personas deudoras, los procedimientos que la ley Nº 20.720 les entrega corresponden, en primer lugar, a aquel de renegociación y de liquidación de bienes, en segundo lugar. Por su parte, para el caso de la empresa deudora, la nueva ley de quiebras pone a su disposiciones los procedimientos de reorganización y liquidación. Para optar a uno u otro procedimiento, ya sea, una persona o empresa deudora, la opción dependerá del caso particular y del nivel de endeudamiento al cual se enfrente.

Un órgano relevante en el desarrollo de este nuevo procedimiento, es la Superintendencia de Insolvencia y Reemprendimiento (SUPERIR), que posee distintas funciones señaladas en el artículo 332 de la ley 20.720, que pueden llegar a influir de forma decisiva en las situaciones que se encuentren las personas o empresas que se hayan acogido al régimen de la ley de quiebras. La ley 20.720 señala que este procedimiento concursal o de quiebras puede iniciarse mediante dos vías distintas y que son inicios forzosos o voluntarios de empresas o personas deudoras.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público.

thirteen − four =